18 de septiembre de 2019 notifications search
menu
Policiaca

Degüelle a un hombre y se entrega

EL SIGLO COAHUILA
viernes 19 de abril 2019, actualizada 10:15 am

Familiares encontraron muerto en un charco de sangre a un pariente de 59 años de edad, parcialmente degollado, y mientras la Agencia de Investigación Criminal inició la carpeta de investigación, el asesino se entregó en la Fiscalía General del Estado.

Omar Orlando “N” explicó en la Agencia del Ministerio Público de Delitos contra la Vida, que estaba arrepentido de lo que hizo, y por eso se entregó. Iba acompañado de su madre.

El hoy occiso fue identificado como Francisco Javier de los Reyes Castellano, de 59 años de edad, quien aparentemente estaba molesto con Omar Orlando, a quien tenía poco tiempo de conocer, pero le había dado 200 pesos para que comprara unas cervezas y éste se fue con el dinero.

El miércoles pasado De los Reyes fue dos veces a casa de Omar pero éste no se encontraba. No dejó razón de su visita pero dijo que era “el amigo de la colonia El Pueblo” y que lo estaba buscando.

El homicida confeso, de menos de 30 años de edad, se enojó porque Francisco fue a su casa y “molestó a sus papás” y decidió ir a reclamarle.

En la casa de éste discutieron y pasaron a las manos, Omar Orlando se impuso a golpes y cuando lo derribó agarró un cuchillo que estaba en una mesa y le dio un tajo en el cuello que le cortó la traquea, la yugular y lesionó hasta las vértebras.

Agarró una sudadera para limpiarse las manos de la sangre y salió de la casa con el arma y la prenda de vestir. De la colonia El Pueblo, donde cometió el asesinato, caminó rumbo a su casa y en el camino lanzó el arma homicida al techo del Hospital del Magisterio, ahí cerca tiró la sudadera manchada de sangre y continuó hasta su domicilio.

A la mañana siguiente habló con su hermana Maura Eréndira “N” y con su madre Martha Herminia y les explicó lo que hizo la noche del jueves y dijo estar arrepentido. Su progenitora lo acompañó y a las 12:15 del mediodía estaba confesando ante la Agencia de Delitos Contra la Vida y ante los detectives de la Agencia de Investigación Criminal el homicidio.

Madre y hermana también declararon, el sospechoso confesó asesorado por un abogado, y entregó el calzado y pantalón que llevaba puestos la noche del crimen. Pruebas químicas realizadas por Servicios Periciales de la Fiscalía General del Estado confirmaron que las manchas en las prendas eran sangre.

Con estos elementos en cuestión de horas consignaron al confeso asesino al Juzgado Penal, y a las cuatro de la tarde, cuatro horas después de que se entregó, inició su audiencia inicial, en la que dijo al Juez cómo mató a Francisco y dijo estar arrepentido.

Con las pruebas químicas, la ropa y las confesiones, el Ministerio Público le fincó a Omar Orlando el delito de homicidio simple doloso. El Juez decretó prisión preventiva oficiosa mientras el Ministerio Público pidió tres meses para concluir la investigación y continuar el proceso en 90 días.

El abogado defensor del imputado solicitó al juez que retuviera dos días más en el C4 a su representado, porque estaba en negociaciones con la Fiscalía para llegar a una salida alterna.

Mañana sábado por la tarde será enviado el acusado al penal a Saltillo, y de no llegar al acuerdo de salida alterna, la siguiente audiencia se celebrará el primero de abril y enfrentará juicio por el delito de homicidio simple doloso.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA