27 de mayo de 2020 notifications search
menu
Cultural

La geografía del poder femenino

Ellas en la faena política global

EMILIANO ALEMÁN/SIGLO NUEVO
sábado 22 de febrero 2020, actualizada 10:52 am

Algunos cambios, tal vez los más trascendentales, suelen tardar en ocurrir. Las mujeres, por ejemplo, han pugnado durante siglos por el derecho a moverse libremente en la estructura social. O, mejor dicho, en las estructuras sociales, pues se trata de un fenómeno a escala global. Con el tiempo ocupa puestos que antes les eran vedados, fuera por mera costumbre o por disposiciones concretas de las autoridades.

El deporte, la ciencia, la milicia, entre muchas otras áreas del quehacer humano, incorporan a las mujeres entre sus filas. Pero hay un ámbito clave que merece especial atención: la política. Gobernar es una actividad que desde el comienzo se ha asociado con lo masculino. El hombre que dirige una nación, que lanza peroratas a sus gobernados detrás de un atril, ya es casi una figura arquetípica.

La idea de que una mujer puede ser tan poderosa como un hombre es algo con lo que nuestra sociedad no es capaz de lidiar. Pero soy tan poderosa como un hombre. — Alexandria Ocasio-Cortez

La integración de las mujeres en la participación política es, por decir lo menos, una tarea ardua. Las reacciones negativas de parte de presidentes y otros políticos son abundantes. Peor todavía: es posible encontrar ejemplos recientes. En el 2014, el presidente ruso Vladimir Putin declaró que Hillary Clinton “era débil”. Y añadió: “En una mujer, sin embargo, la debilidad no es tanto un defecto”.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA