25 de octubre de 2021 notifications search
menu
Meta

Felipe 'Burro' Hernández

La peña beisbolera

JUAN ANTONIO GARCÍA VILLA
martes 28 de septiembre 2021, actualizada 10:36 am


Compartir

Recientemente mencioné en este espacio que considero debe formar parte del Salón de la Fama del Beisbol Mexicano el lagunero Felipe “Burro” Hernández, nacido en Tlahualilo, Durango, el 5 de febrero de 1924. Fue un extraordinario pelotero que debutó profesionalmente en la temporada 1948-49 con el equipo Cañeros de Los Mochis, de la Liga de la Costa del Pacífico. En esa campaña participó en 55 juegos, bateó para .240 y fue declarado Novato del Año. 

En los inicios de su carrera en la pelota invernal jugó la posición de parador en corto para la mencionada novena de Los Mochis. Pero a partir de la temporada 1951-52 y hasta la terminación de la Liga de la Costa del Pacífico, en 1958, “El Burro” Hernández jugó para los Mayos de Navojoa, principalmente ya en la posición de segunda base. Por cierto, en esa última temporada de dicho circuito, otro lagunero, Juan “Pegaduro” Rodríguez, fue su compañero con los Mayos. Un historiador del beisbol del Pacífico afirma que ambos laguneros fueron parte importante del “cuadro estupendo” integrado por ese equipo en la temporada en que se dio por clausurada la vieja Liga de la Costa.

En 1952 jugó para los Indios de Ciudad Juárez en la Liga Arizona-Texas, temporada en la que fue líder de carreras anotadas en ese circuito, con 144.

El nativo de Tlahualilo participó en el Juego de las Estrellas de la Liga de la Costa del Pacífico, celebrado en Guadalajara en 1953, como integrante de la Selección Norte.

Asimismo, formó parte del equipo de estrellas del Pacífico que en las temporadas 1956-57 y 1957-58 se enfrentó a la poderosa selección de la Liga Invernal Veracruzana. En el juego de 1957-58, efectuado en Puebla, fueron dos laguneros de Tlahualilo quienes dieron la victoria a la selección del Pacífico: “El Burro” Hernández con un hit sencillo y Leo Rodríguez con un alto fly de sacrificio al jardín central en la 10ª entrada, que produjo la carrera del triunfo.

Lamentablemente no tenemos la información completa de la participación de Felipe “Burro” Hernández en la pelota invernal. El año pasado se publicó la Enciclopedia de la Liga Mexicana del Pacífico 1945-2020, obra de mucho mérito resultado del esfuerzo y tenacidad del amigo Guillermo Gastélum Duarte, que sin embargo sólo trae de aquél los números de las temporadas que van de 1958-59 a 1962-63. 

Pero sí contamos con la información completa de su participación en la pelota de verano, la de la Liga Mexicana de Beisbol (LMB), en la cual jugó en 10 temporadas entre 1949 y 1961. Debutó con Monterrey y concluyó su carrera con el Águila de Veracruz, casi siempre cubriendo la tercera base.

En seis temporadas, de 1954 a 1959, que fueron las de sus mejores años, Felipe Hernández jugó para los Diablos Rojos del México. En los 579 juegos en que participó en LMB tuvo 2, 083 turnos al bat y su porcentaje de bateo de por vida fue un muy aceptable .295. Infortunadamente nunca militó en el equipo de casa, el Unión Laguna.

En uno de los más emotivos juegos del beisbol mexicano, según escribió el formidable cronista Tomás “Tommy” Morales, un encuentro de la famosa guerra civil Diablos-Tigres, efectuado en julio de 1956 en el añorado Parque del Seguro Social, “El Burro” Hernández fue, por partida doble, el héroe de esa jornada, de la cual daré cuenta la próxima semana.

TAGS
RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA