25 de junio de 2022 notifications search
menu
Salud

Recordando a los que ya no están en Navidad

JAVIER ROMERO/ EL SIGLO DE TORREÓN
domingo 19 de diciembre 2021, actualizada 10:16 am

Compartir

Tras un par de años pandémicos, las celebraciones decembrinas de muchas familias, lamentablemente, contarán con algunos vacíos en la mesa. Sin embargo, el dejar salir los recuerdos y compartir las emociones en familia, puede ser benéfico para todos.

Edna Palomares, psicoterapeuta Infantil, asegura que durante las reuniones hay mucho movimiento emocional “obviamente va desde el entusiasmo y la euforia colectiva, las calles llenas, adornos, luces, pero hay quienes trasladan el momento navideño a una ‘zona triste’, que es donde llegan los recuerdos de quienes ya no están, el duelo y la pérdida generan emociones que no siempre sabemos cómo gestionar”. “Algo que se recomienda mucho es, primero, separar los temas por bloque.

Si hablamos de alguien que murió, puede darse la situación de que nadie toque el tema, para no hacer sentir mal a otro miembro de la familia”.

TAMBIÉN LEE: Ambiente prenavideño envuelve al Centro de Torreón y 'olvida' al COVID-19 

“En esta situación no debemos ocultar el tema, es mejor hablar al respecto, tomar un momento de la reunión para recordar momentos agradables de quien se fue, lo que te caía gordo, lo que te hacía reír de esa persona, para hacer honor a su memoria. De esta manera será más sencillo hacer un cierre, no está con ustedes pero lo recuerdan, y el soporte anímico será grupal, no habrá necesidad de pasar horas  ayudando a cada persona por separado, lo que podría arruinar el ambiente festivo”.

Para los niños, la euforia de la Navidad viene de los regalos, la emoción por las reuniones, por lo que a pesar de las circunstancias, debe prevalecer el sentimiento de unidad, pues estas festividades son el momento ideal para compartir y dar amor a manos llenas.

Por otro lado, el tema de los ‘vacíos’ no solo se trata de quienes perdieron la vida, pues la tristeza puede llegar también desde las separaciones, las peleas, las diferencias, por lo que aprovechar la cena de navidad para estar en paz o acercarse, puede parecer complicado. Sin embargo, según la recomendación de la Psicoterapeuta, es un buen momento para limar asperezas, pues el sentido de la Navidad es estar en cercanía con la familia, además del perdón y la importancia de mantenerse juntos. “Es una buena fecha para retomar esas relaciones que estaban fracturadas, o tal vez unirse más en la cuestión familiar. Pero siempre es importante tomar en cuenta a los niños, hay que enseñarles el significado de estas fechas, sin importar si son creyentes o no, compartir y estar juntos siempre será el objetivo de estas fiestas”. Para que durante la nochebuena, la familia pueda compartir el mismo ambiente festivo y la oportunidad de compartir se dé, un consejo de la terapeuta es eliminar las distracciones, como los teléfonos celulares

 

TAGS
RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA

LO MÁS LEÍDO

1

2