03 de octubre de 2022 notifications search
menu
México

¿Violencia en Baja California, Guanajuato y Jalisco cuenta como 'narcoterrorismo'?

En Juárez fue en donde más personas inocentes murieron por la violencia desatada por grupos criminales esta semana

EL UNIVERSAL
sábado 13 de agosto 2022, actualizada 1:01 pm

Compartir

México suma tres días de violencia en contra de la sociedad civil en Jalisco, Guanajuato, Chihuahua y Baja California.

El martes por la noche, hombres armados incendiaron 25 tiendas Oxxo, bloquearon calles y desataron balaceras en Jalisco y Guanajuato.

Según el Presidente, Andrés Manuel López Obrador, la violencia desatada en Jalisco y Guanajuato fue "porque al parecer había un encuentro, una reunión de dos bandas, y llegaron elementos de la Defensa, hubo un enfrentamiento y detenciones, esto fue lo que provocó las quemas de vehículos".

El conductor de un tráiler murió de un disparo al intentar evadir a un grupo de hombres armados que quemaban vehículos en la carretera federal Irapuato-Abasolo 1110, durante los disturbios incendiarios registrados en Guanajuato la noche del martes y madrugada del miércoles.

El chofer tuvo que detener la marcha a consecuencia de las heridas de bala, y en estado crítico los agresores lo bajaron del tractocamión con jaulas.

En Jalisco, al parecer no hubo civiles muertos ese día. Sin embargo, la violencia continuó el jueves en Ciudad Juárez, Chihuahua, en donde una riña entre presos de "Los Chapos" y "Los Mexicles" dejó dos muertos, pero se extendió a las calles.

En Juárez fue en donde más personas inocentes murieron por la violencia desatada por grupos criminales esta semana, en los ataques a Oxxos y a una pizzería.

Un niño de 12 años falleció en una tienda de conveniencia, primero resultó lesionado en un ataque armado en un Circle K en la colonia Reforma, sin embargo más noche se reportó su muerte.

TAMBIÉN LEE: VIDEO: Así se vivió la ola de violencia en Ciudad Juárez con ataques a gasolineras y tiendas

Los demás ocurrieron en un Oxxo donde dos mujeres murieron, otra persona falleció en la avenida Teófilo Borunda, cuatro más en la pizzería, más los fallecidos del Cereso y otras personas en diversos puntos de la ciudad.

Ayer viernes, la violencia regresó a Guanajuato cuando se registraron bloqueos en caminos y carreteras con vehículos incendiados en los municipios de Celaya y Salvatierra, Juventino Rosas, Guanajuato.

Preliminarmente, elementos de Seguridad atribuyeron los incendios a la reacción de un grupo delincuencial por la detención de uno de sus líderes en un operativo policial.

En el fraccionamiento Geovillas de los Sauces de Celaya, un hombre falleció en un tiroteo.

Elementos de seguridad atendieron denuncias por bloqueos en la carretera Celaya-Comonfort, en el tramo de la comunidad a Empalme Escobedo y por el incendio de una camioneta en la colonia Río Grande, en Juventino Rosas.

Y además de Guanajuato, Baja California también padeció la violencia del narcotráfico cuando Sujetos armados prendieron fuego la tarde-noche de este viernes a unidades de transporte público en diferentes puntos de al menos tres de los principales municipios de Baja California: Tijuana, Mexicali y Ensenada.

"Condeno los hechos violentos que se presentaron esta tarde en nuestro estado. En este momento me encuentro reunida con la Mesa de Seguridad", dijo la gobernadora del estado, Marina del Pilar Ávila Olvera (Morena), en su cuenta de Twitter.

"Esto no es un asalto, simplemente vamos a incendiar la unidad", dijo a Foro TV un testigo de los hechos que estaba abordo de una unidad de transporte que fue incendiada. Dijo que los sujetos armados pararon la unidad, bajaron a los pasajeros y quemaron el vehículo.

Durante toda la semana, los ciudadanos se vieron afectados por la violencia generada por grupos armados, lo que puede ser considerada como narcoterrorismo.

¿QUÉ ES EL NARCO TERRORISMO?

El término es utilizado para los grupos armados y organizaciones criminales que producen y distribuyen drogas que utilizan la violencia en contra de la población civil, por ellos mismos o en alianza con otras células.

El colombiano Luis Alberto Villamarín Pulido, en su libro Narcoterrorismo: La guerra del nuevo siglo, define a ese fenómeno como una "amenaza global" que suma un "triangulo letal" de drogas, tráfico de armas y terrorismo.

A su vez señala al terrorismo como un sistema económico desarrollado desde la segunda guerra mundial y dividido en tres fases. "La primera fue el terrorismo patrocinado por algunos estados durante la guerra fría, al financiar grupos armados inclusive en América Latina. La segunda fase fue la privatización del terrorismo en las décadas de los setenta y ochenta, cuando Eta, Ira y Olp se financiaron solos. La tercera etapa es cuando se expande el capitalismo occidental y con ello la economía del terrorismo", dice Villamarín.

Villamarín fue coronel del Ejército de Colombia, uno de los países en los que el narcoterrorismo azotó a la sociedad civil desde la época en que Pablo Escobar instauró el cártel de Medellín.

Durante esa época los coches-bomba, los explosivos en aviones y los secuestros masivos de políticos sembraron el pánico en la sociedad colombiana de los ochenta y noventa. Además, de que sumado al paramilitarismo dejó miles de muertos, desaparecidos y desplazados.

Sin embargo, Colombia no ha sido el único país que ha padecido el narcoterrorismo. Diversas voces señalan que grupos como Sendero Luminoso en Perú también son un caso de ese fenómeno.

Pablo G. Dreyfus en Sendero Luminoso ¿un caso de narcoterrorismo? asegura que ese grupo terrorista "penetró en el Valle del Alto Huallaga, la primera zona productora de coca del mundo y el corazón de la industria peruana de la cocaína", lo que le permitió obtener recursos para financiar su lucha.

Según el Informe Final de la Comisión de la Verdad y la Reconciliación (CVR), realizado a pedido del Estado Peruano, se estima que Sendero Luminoso fue responsable de la muerte y desaparición de más de 35 mil personas entre los años ochenta y noventa.

¿EN MÉXICO HAY NARCO TERRORISMO?

En México, la llamada guerra contra el narcotráfico que oficialmente inició Felipe Calderón en el 2006 y continúa hasta la fecha ha dejado miles de muertos.

En el conflicto ha habido nueve casos de autos bombas, uno de los actos más funestos y representativos del narcoterrorismo. Uno de los cuales ocurrió en Tamaulipas, en donde ayer el gobernador mencionó el término.

En el país es cada vez más común que los grupos criminales obstruyan carreteras y calles con vehículos en llamas para tapar el paso de las autoridades, utilicen a la población como escudo humano o dejen a los civiles en medio de la confrontación.

TAGS
RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA

LO MÁS LEÍDO

1

2

0246810